¿Le puedo cortar el pelo a mi gato?

Cat Lover

¿Le puedo cortar el pelo a mi gato?

Cada día es más frecuente escuchar el término peluquería felina, esto se debe principalmente a que cada vez más Cat Lovers recurren a profesionales para mantener a sus gatunos libres de nudos, pelo suelto e intentar salvarlos del calor en verano.

A diferencia de los perros, los gatos son mucho más susceptibles al estrés, por lo que llevarlos al veterinario resulta ser muy estresante para ellos. Entonces, ¡Imagínate cómo será llevarlos a la peluquería!

Si tu idea es cortarle el pelo o rapar a tu gato, te recomendamos no hacerlo, a no ser que sea un caso extremo; se le pego algo en el pelo, padece de alguna enfermedad etc.

Es fácil pensar que un gato con el pelo corto o incluso rapado estará más fresco que si tiene pelo, pero lo cierto es que no es recomendable cortárselo. El pelo de estos animales actúa como un aislante térmico, que ralentiza la absorción de calor gracias a las corrientes y bolsas de aire que forman en su interior.

El manto está compuesto por dos capas que son esenciales para que el gato esté protegido del calor. Si le cortamos el pelo en exceso, lo dejamos sin su protección natural contra los rayos solares, por lo que si no nos vamos con cuidado y evitamos que esté mucho tiempo tomando el sol, podría acabar teniendo quemaduras. Sólo en el caso de que tenga el pelo muy largo, como tiene mayor tendencia a enredarse, se puede optar por cortárselo un poco.

Por otro lado, el pelo de un gato necesita más atención durante la temporada de verano que durante el resto del año, esto debido a la “obsesión” que tienen estos peludos por su higiene personal, por lo que es muy importante tomar una serie de medidas para que se mantenga fresco y seguro. Para ello, debemos hacer lo siguiente:

• Cepillarlo a diario. Hay que eliminar todo el pelo muerto, así como los posibles nudos que pueda tener.
• En días de mucho calor, se puede humedecer una toalla con agua fría y dejársela en el suelo para que se tumbe en ella.
• Tiene que tener agua limpia y fresca, todos los días. Además, es necesario que se la cambiemos dos veces/día para conseguir que beba más agua.

 

Comentarios

comentarios

OTRAS NOTAS

X